RD_1245_2008 : Etiquetado, presentación y publicidad de productos alimenticios.

El Real Decreto 1334/1999, de 31 de julio, además de incorporar al ordenamiento jurídico interno la Directiva 97/4/CE del Parlamento Europeo...

Norma British Retail Consum (BRC)

Extracto de la Guía para la Aplicación de La Norma UNE-EN-ISO 22000
Autor: Instituto de Formación Integral. 


Abarca las normas relacionadas con la producción de alimentos con marca de distribuidor, los materiales de envase y embalaje de los mismos y el control de organismos modificados genéticamente.



Han sido elaboradas por la asociación de cadenas de distribuidores británicos (British Retail Consortium). Tienen incidencia, además de en el Reino Unido, en Holanda y los países nórdicos.

Al igual que el Sistema APPCC, la producción primaria no entra dentro de su alcance. Su contenido, de una manera general, abarca tres grandes bloques:

1.- Sistema de Seguridad Alimentaria basado en los Principios del Sistema APPCC.

2.- Sistema de Gestión de Calidad, basado en los estándares de las normas ISO 9000.

3.- Requisitos sobre:

  • Condiciones de la empresa.
  • Productos elaborados.
  • Procesos.
  • Condiciones referidas al personal. 


Los requisitos contenidos en la norma BRC se distribuyen en dos niveles de certificación:

  • Básico, la gran mayoría de ellos, para obtener la Certificación del Nivel Básico.
  • Alto, requisitos que requieren unas condiciones más exigentes para ciertos apartados de la norma, las cuales deben ser cumplidas, además de los requisitos del nivel básico, para obtener la Certificación del Nivel Alto.


También, como anexo a los requisitos, la norma BRC tiene una parte dedicada a las Buenas Prácticas aplicables a cada punto de la norma.


¿Qué puntos comunes y que diferencias podemos encontrar, a nivel general, entre la norma BRC y la norma ISO 22000:2005?

Vamos a comentar, de un modo general, los principales puntos y diferencias entre la norma BRC (y por extensión, de las muy similares IFS y EFSIS) con la norma ISO 22000:2005.

El primer punto en común es que ambas normas contienen un apartado completamente dedicado al Sistema APPCC, donde se desarrollan los siete Principios básicos del Sistema APPCC (procedentes, a su vez, de los del Codex Alimentarius).

Las Directrices del Sistema APPCC se aplican a los Planes APPCC y a los Programas o Planes de Prerrequisitos.

Este estos planes de Prerrequisitos se da mucha importancia a la Trazabilidad, siendo obligatorio en ambos casos, con la diferencia de que, en la norma BRC, no son necesarias las simulaciones para verificar la funcionalidad del sistema de Trazabilidad.

El apartado de Gestión de la Calidad de la norma BRC está sacado casi literalmente de la norma ISO 9001, mientras que en la ISO 22000:2005 ha sufrido una serie de adaptaciones para hacerlo más flexible y enfocado a la seguridad del producto.

Como ejemplos tenemos que la trazabilidad se encuentra en el sistema de gestión de calidad, mientras que, en la norma ISO 22000:2005 está en la parte dedicada a la Planificación y Realización de Productos Inocuos.

Una de las diferencias apreciables es que, mientras que en la norma ISO 22000:2005 se dan requisitos generales, en la norma BRC se incluyen unos apartados que dan una serie de requisitos muy detallados dedicados al:

  • Entorno de la empresa (diseño, materiales, equipamientos, zonas de manipulación, etc.).
  • Control de producto (diseño, envasado, análisis, producto no conforme, etc.).
  • Control de procesos (calibraciones, validaciones, manipulaciones).
  • Personal (higiene, indumentaria, formación)


La norma BRC sólo certifica líneas de producción o productos aislados, mientras la ISO 22000 certifica el sistema completo. No se puede aplicar a organizaciones multisedes, siendo necesaria la certificación en cada sede.

Algunas de las exigencias específicas de la norma BRC son:


  • En el control de plagas obliga a las empresas contratadas a dar, junto con el informe de tratamiento, las zonas donde se haya producido infestación y su importancia, mediante un plano de cebos.
  • El laboratorio de análisis tiene que estar acreditado por la norma ISO 17025.
  • Exige los análisis de alergenos en el producto a certificar.
  • Tiene que comprobarse que la formación de los trabajadores ha sido asimilada y puesta en práctica (Algo de esto se recoge también en la norma ISO 22000:2005, pues dice que hay que asegurarse que la formación debe comprobarse que ha sido efectiva).
  • La frecuencia de las auditorías depende del nivel alcanzado y de la estacionalidad de la actividad. En contraposición, las auditorías de la norma ISO 22000:2005 tienen la misma frecuencia, sin depender de la actividad o la estacionalidad de la empresa.


En ambos casos los auditores de los autorizan las entidades certificadoras, aunque, en el caso de BRC tiene que haber recibido un periodo de formación obligatoria en la sede central en el Reino Unido para ejercer su actividad.